Las estructuras elementales: mito y dinámica social, mito como recurso político

"(…) Sufría al ver confundidas constantemente naturaleza e historia en el relato de nuestra actualidad y quería poner de manifiesto el abuso ideológico que, en mi sentir, se encuentra oculto en la exposición decorativa de lo evidente – por – sí – mismo." Prólogo Mitologías – Roland Barthes

En la reciente desaparición del antropólogo francés Claude Lévi-Strauss, no hay país que haya rendido más homenajes, sin pretenderlo expresamente, que el nuestro: desde la Policía Nacional del Perú con el caso de Los Pishtacos hasta la mención del Mito de Bagua (o el caso de "sociedades "ágrafas" contemporáneas:  entre el modelo desarrollista clásico y el desarrollo durable – El decreto 1090, sistemas lineales y contextos finitos*.

El cerebro como dispositivo simbólico

El enfoque estructuralista pretende listar los repositorios mentales de la cultura humana dando cuenta del origen y evolución cultural. Sería en el  inconsciente donde los mitemas conforman por oposición dicotómica las estructuras mentales universales de nuestra especie  que saldrían al exterior en forma de mitos totales, los cuáles explicarían el origen  de las sociedades y el surgimiento de nuevas variables bioinstitucionales, religiosas,  además la aparente oposición naturaleza y cultura que encontramos en las sociedades contemporáneas.

El mito pertenecería a las  sociedades ágrafas o frías (para Lévi-Strauss  la mitología cumpliría la función epistemológica de la ideología en las sociedades modernas). Así las sociedades modernas no producirían mitos sino conocimiento explicado a través del método científico (Lévi- Strauss profundiza en ello).

Pero qué sucede cuando el mito se localiza en una dinámica social que permite ser usado como ente de desacreditación internacional para poder consolidar de manera despectiva, por ejemplo, que somos un país que contiene "sociedades ágrafas que basan las explicaciones de  masacres e injusticias en mitos?

Qué sucede cuando una unidad de investigación de la Policía del Perú utiliza un mito como  el del Pishtaco, tan estudiado en la variante de denuncia por el extraordinario antropólogo José María Arguedas, como explicación  de un asesinato común?

Es muy fácil entonces que se pretenda , poniendo como ejemplo el caso de los Pishtacos, que la tragedia de Bagua no es sea sino  un mito construido por "sociedades ágrafas que no desean entrar a la modernidad".

Es que dentro de poco vamos a leer sobre el Mito de la CVR ?

Incluso parece que el reporte de la policía hubiése sido copiado textualmente del estudio Los pishtacos : degolladores degollados Wilfredo Kapsoli – IFEANET

Los pishtacos son hombres temibles y poderosos. Tienen por riqueza grasa humana, oro y plata. La grasa proviene de los hombres degollados de  cuya carne preparan chicharrones y lo destilan colgándolos en ganchos "desde donde gotean a los cilindros". El tesoro que poseen es producto de sus fechorías y de la grasa que venden en Lima.

Un tema muy interesante ha ser profundizado pues  no hay que olvidar que la comunicación publicitaria se basa en mitos populares para lograr el éxito de campañas. Podríamos estar ante un caso de marketing político respecto a la banda de los pishtacos y la pretendida construcción del mito de Bagua. Quién mejor que el semiólogo Roland Barthes y su Mitologías ( en Scribd) para ilustrarnos sobre ello.
Nota:

Según William Rowe (Hispanic review Mito e ideología en la obra de José María Arguedas 1979)   el Mito para Arguedas es un móvil de acción social para conservar una identidad frente a la opresión.

Así respecto al mito del Pishtaco  continúa Kapsoli :

José María Arguedas y Sergio Quijada ya lo anotaron en los años 50: "Me dijeron todos que antes utilizaban la grasa humana para fundir campanas pero que ahora tienen la creencia de que los pishtacos la envían al Gobierno por contrato, para la lubricación de las máquinas de los ferrocarriles. Una maestra me aseguró que efectivamente los degolladores tenían contrato con el gobierno para enviar grasa humana que era empleada en la lubricación de las locomotoras; la misma maestra afirmó que el contrato de los pishtacos con el Gobierno era reciente y que antes sólo empleaban la grasa humana en la fundición de las campanas" (Arguedas, 1953).

"Todos piensan que los pishtacos, que pueblan las serranías, tienen "tarjeta del Estado o del Gobierno" y a quienes, por los crímenes que cometen no se les puede ni siquiera instaurar instrucción, ni simple investigación, por tener su famoso salvoconducto, inmunes a todo proceso…" (Quijada, 1958).
Una manera poco burda del extraordinario trabajo de J.M. Arguedas cualquier parecido con el reporte policial…
Enlaces relacionados:
*Incluso va a salir un libro sobre el Mito de Seattle 1999 pero ese es otro tema aplicado a los mitos políticos modernos y a la teoría de la conspiración en The Battle of the Story of the Battle of Seattle

Empresa y redes sociales

Fuente Blog-o-Corp

Sección Copy and Paste

Las redes sociales desembarcan en la empresa Artículo Revista de Comunicación firmado por Claudio Bravo. Se puede descargar de forma gratuita en pdf.
"Este año será el auge de las redes sociales. Servicios como Facebook o Myspace.com seguirán con el vertiginoso crecimiento de usuarios registrados. Su irrupción al interior de las intranets corporativas no se ha hecho esperar. Cada día más empresas han comenzado a implantar redes sociales para gestionar la comunicación interna, el conocimiento o impulsar la innovación."

Enlaces relacionados:

Etnografía de la Innovación: cuando el consumidor no se encuentra en la Internet

Mercados emergentes, innovación y antropología: telefonía movil

Innovación empresarial en base al procomún digital

Memes, antropología y marketing viral

El spam urbano y los espacios públicos emergentes

Facebook y la evolución de la opinión política

Comentario hecho en  V y F:  Facebook, twitter, y la "intimidad digital

"Otro punto en las redes sociales como Facebook , además de la vida social digital y la privacidad, es la movilización política que ha logrado crear esta herramienta en la esfera pública digital  desde las movilizaciones por teléfonos celulares .

Plataformas de redes sociales son grandes medidores de procesos y evolución en la opinión política gracias a la gran cantidad de información otorgada por los usuarios de estas redes, donde además  éstos  "desarrollan" una vida digital, expresión de la llamada vida real.

Recordemos que Este año fue convocada una marcha multitudinaria mundial contra las FARC donde una red social en Internet  llamada Facebook tuvo un papel fundamental en cuanto a la coordinación global en 130 ciudades del mundo pues fue a partir d eun grupo creado en dicha red social que se concretizaron las movilizaciones contra las Farc.

Y fuera de este clásico ejemplo no es por nada que  B. Obama tiene en Zuckerberg un asesor muy cercano.

Enlaces relacionados:

Democracia y cambio social 2.0

Redes sociales virtuales y organizaciones políticas, algunos apuntes

Web 2.0, web semántica y Gobierno Electrónico

Ideologías políticas y el comportamiento exploratorio: entre la neofilia y neofobia

El año de los blogs políticos en Estados Unidos

V y F:  Facebook, twitter, y la "intimidad digital

Nada es estático (todo es efímero) en la web

Memes, antropología y marketing viral

Memes, antropología y marketing viral

¿Qué es un meme?, ¿se reproducen los memes como comunidades bacterianas cooperativas formado sistemas complejos adaptativos psicocognitivos o como solitarias unidades psíquicas de la cultura, cual organismos individuales egoístas?

Creative Commons License
Memes como el gen de la evolución cultural by Andrea Naranjo is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-Sin obras derivadas 3.0 Unported License.
Based on a work at andreanaranjo.wordpress.com.
Permissions beyond the scope of this license may be available at http://insights-qualitativos.blog

La Era Digital[1] tiene muchas aristas emergentes en donde confluyen grupos de tendencias ideológicas antagónicas, pues el cambio de mentalidad hacia la cooperación y no al individualismo, plasmado en los buenos resultados económicos y de adaptabilidad que da el compartir las ideas e información[2] a través de complejas redes sociales a beneficio de las organizaciones para su mantenimiento y rentabilidad.
Evolución cultural y evolución memética
La disciplina más antigua en tratar de identificar el origen y evolución de la cultura equiparando ésta, al proceso de evolución biológica humana, usando el método científico clásico para dar cuenta de la evolución y el cambio cultural ha sido la antropología. Luego la antropología aplicada ha tenido los más grandes analizadores de “mercado cultural” para implantar modelos de desarrollo en las sociedades, apoyada por la psicología, economía y sociología.
Es por ello que sin hacer muchas luces los antropólogos conforman hace muchos años parte de los equipos de publicidad y marketing de muchas empresas[3].
Con todo esto dentro de argot del marketing empresarial hay una especie de moda que llama a usar el término meme como designación seria a la replicación y difusión de información cultural por medio de la publicidad lo que me parece inconsistente en el caso de la justificación económica como nuevo modelo de negocios, pues lo usan sin saber a ciencia cierta a qué se están refiriendo. A veces meme se utiliza meme como repetición de ideas sin sentido, las cuales han entrado por medio de publicidad introduciéndose en la psique humana hasta convertirse en parte de los individuos que transmitirán el “meme” hacia sus redes sociales.
Definición de Meme[4]: una falencia estructural de la memética[5]
Este término fue acuñado por el etólogo Richard Dawkins el cual “señala que para comprender al hombre moderno y su desarrollo actual, debemos descartar al gen como la base única de nuestra concepción sobre lo que es evolución de los seres vivos, pues habría otro tipo de evolución perteneciente a la especie humana: la evolución cultural, que tendría como unidad mental al meme, el cual almacena la información cultural, así como los genes almacenan la información biológica en cadenas de ADN que codifica y trasforma información para desarrollar y conservar organismos vivos, lo que dotaría a la especie humana de un genético – en el sentido de intrínseco- y memético instinto egoísta. Para Dawkins el concepto de cultura, transmisión cultural y evolución cultural son claves para entender al humano dentro de la evolución del “hombre moderno” y los cambios socio culturales, valiéndose del método comparativo-método antropológico- tratando de unir a su vez teorías antropológicas para dar ciertas generalizaciones innovadoras basadas en la genética respecto al origen biológico y selectivo del comportamiento social en la especie humana.
La biología humana podría explicarse, claro está por las interacciones entre genes, pero las interacciones entre humanos en gran parte son independientes de sus características fisiológicas, pues aunque seamos entidades biológicas, y tengamos que tomar la biología en cuenta para explicarnos , nuestras formas de organización social son generadas de nuestras interacciones en muchos diversos planos, siendo, por ejemplo, el comportamiento ético un fenómeno emergente de dichas interacciones no pudiendo explicarse solo desde nuestra biología.
En “El gen egoísta” Dawkins postula que el fin de la evolución biológica no es el bien de la especie sino del individuo en sí, el cual está compuesto de genes, los que sobreviven, se reproducen y replican por medio del factor de la herencia y la selección natural – egoísta – de éstos, usando el cuerpo de todo ser vivo como una máquina de supervivencia. El gen se sirve del organismo para producir más genes, ya que la altruista selección natural es en realidad, una selección egoísta.
Con este razonamiento trata de explicar la ontogénesis social humana como característica exclusiva de nuestra especie, afirmando que nuestra especie se diferencia de las demás por la cultura y que la transmisión cultural es similar a la transmisión genética individualista, pero muchísimo más rápida y selectiva, lo cual da la posibilidad de hacer predominantes ciertas ideas y conductas buenas para la especie, pero también convenientes para una sola cultura hegemónica, como la imitación de las personas “exitosas” o la justificación genético-cultura[6] para la existencia de autoridad y sumisión de ciertas culturas sobre otras, donde las relaciones humanas, institucionales, económicas y sociales estarían sometidas a la selección natural y a la supervivencia del más apto- léase comunicación más apta, sistema de pensamiento más apto, creencia más apta, sobreponiéndose con dicha selección, a las comunicaciones, sistemas de pensamiento y creencias menos aptos, siendo la mayor falla científica de esta teoría el querer tratar de explicar las « causas » (genes, memes) en términos de los “efectos” (egoísmo, etc.)[7]
Después de más de 20 años, y con muchos investigadores detrás, sobre todo en el campo psicológico y económico, el término se ha vuelto irresistible en el mundo de los negocios y los libros sobre competencia empresarial, llamando al fenómeno de transmisión publicitaria “mercadeo viral encubierto” La publicidad en la actual Era Digital, radica entonces en quien produzca el mejor capital cognitivo dentro de una organización, será el que sobreviva.
Creo que no es necesario recurrir a poner meme en lugar de reproducción de ideas. No sabemos si los memes existen como tales y si su reproducción es tal como la describe Dawkins, Blackmore o Dennet por la sencilla razón que dentro de la propia Teoría de la Evolución el determinismo genético de la selección natural está en fase de pruebas debido a estudios desde la epigenética y la Biología del desarrollo[8] de otros factores que pueden contribuir a la misma. Y aún si pudiéramos identificar y observar aisladamente un meme, corremos el riesgo de caer en un determinismo memético que nos llevará a los mismo errores que el determinismo genético.
Una de las debilidades del concepto de meme, al carecer éste de sustento científico, es entendido como “ideas son repetidas y reproducidas sin preguntarse por qué” reduciendo la transmisión cultural a la difusión y aprehención de las culturas cual “slogans publicitarios”, si fuera tan fácil, la robótica y el pensamiento articificial ya sería un hecho.
La psicología, de la mano de Susan Blackmore cuyo plantemiento es súmamente interesante : la conciencia es un conjunto de memeplexes interconectados, y la filosofía de la mano de Daniel Dennet quieren ir más allá pero no llegan solo a sacar conclusiones demasiado etnocéntricas dado el reducido campo de estudios de campo para llegar a tal generalización. Por otro lado es muy importante leer la crítica de Jean-Paul Baquiast a Robert Aunger autor de El meme Eléctrico quien hace notar que uno de los defectos de los análisis sobre memética es la condición de organismo individual del meme para reproducirse. Esta crítica nos acerca hacia Lluis Guiu y su artículo sobre código abierto y bacterías que nos acerca a la organización bacteriana de trabajo en equipo , y no individual, aplicado a las ideas.
Más de 100 años
Todas las investigaciones actuales sobre el meme, el gen de la cultura son respetables, mas antes que no se pruebe su existencia es mejor abstenerse de usar el término y recurrir, si de evolución cultural hablamos aplicada al marketing o al cualquier otro campo, al término unidad psíquica de humanidad – la idea que toda la gente comparte un marco básico mental acuñado en el seno de la antropología por Adolf Bastian hace más de 100 años para explicar la .evolución cultural, explicación que no difiere de la defición de meme dada por Dawkins en el seno del neodarwinismo spenceriano y desarrollada en estos últimos años bajo la biología molecular. Esta unidad psíquica o meme , de la mano de la ciencia de la complejidad nos daría mucho más resultado de este modo que tratando de hallarla desde una método y un pensamiento lineal contínuo, individual como si la evolución y cambio cultural se pudieran explicar a través del marketing cultural lo cual es un campo específico de ciertas formas de expresión cultural.
________________________________________
[1] http://espora.org/biblioweb/cultura/digital.html
[2] La posesión del conocimiento y sus medios de producción, a saber, las nuevas tecnologías de la información, se han convertido hoy en día en uno de los bienes mejor cotizados y más comercializables, un patrimonio que al pasar al mercado, convierte su distribución en preciados circuitos de información y en una jugosa transacción comercial para quien esté capacitado de producirlo y claro está, distribuirlo, por medio de las innovaciones tecnológicas contemporáneas, siendo éstas resultado de la acumulación y acceso al conocimiento. La cultura y la propiedad intelectual en la era digital A N. http://www.cibersociedad.net/recursos/art_div.php?id=148
[3] “La integración de la antropología a la mercadotecnia proporciona muchos resultados a los clientes, ya que ésta aplicación le brinda al usuario una perspectiva viviencial sobre el consumidor que integra la perspectiva antropológica y sociocultural a la planeación estratégica con la tendencia de unir los resultados de los planner con la de los investigadores” David Carballo, director general de Grado 7 de JWT jefe de la unidad de marketing antropológico. “Revista Merca2.0
[4] http://es.wikipedia.org/wiki/Meme
[5] Lluis Guiu, Autonomía Situada Código Libre y Bacterias
[6] http://es.wikipedia.org/wiki/Darwinismo_social
[7] El origen biológico de la cultura, Una mirada desde la antropología
[8] Similitudes y diferencias genéticas entre el hombre y el chimpancé – Biología evolutiva del desarrollo

Enlaces relacionados:

La cultura y la propiedad intelectual en la Era Digital

El origen biológico de la cultura, Una mirada desde la antropología


Innovación empresarial en base al procomún digital

Ya habíamos publicado el caso de  Novartis y su modelo de negocio genético fundado en abrir  las bases  de datos  genéticas de la diabetes tipo 2, permitiendo  el acceso público y gratuito éstas

Innovación, procomún y Mercado

Juan Freire  señala  que "Internet funciona como un procomún gracias a la existencia de varias “capas de innovación abierta" en el que se basa el procomún digital  analizando  los casos de Mozilla y Creatives Commons los que  han desarrollado modelos complejos adaptados al “mercado” donde deben competir con empresas, gobiernos y grupos de presión, que defienden modelos cerrados, con el fin de extender sus recursos y prácticas abiertas entre las comunidades de usuarios. Para lograr estos objetivos han integrado en sus organizaciones sin ánimo de lucro elementos empresariales."

Mozilla y el modelo Bazar

"¿cómo genera beneficios la Coporación y como conjuga su naturaleza empresarial con su objetivo de fortalecer el software libre y el dominio público? Sus beneficios proceden de la publicidad que principalmente se genera mediante el uso de la caja de búsqueda de Google que incorpora Firefox. Este post de Jason Calacanis, Firefox (Mozilla Corporation/Mozilla Foundation) made $72M last year?!, levantó cierta polémica al poner de manifiesto los cuantiosos ingresos que Mozilla obtenía y los peligros de su estrecha relación (o, para algunos, dependencia) de Google. Posteriormente Mozilla reconocía que, aunque la cifra no era correcta, se situaba en ese orden de magnitud. A partir de aquí se abrió un interesante debate sobre la legitimidad y eficacia de la estrategia de creación de una filial empresarial para soportar el desarrollo de un proyecto de software libre sin ánimo de lucro.

Para Mozilla, la corporación es la mejor forma de generar ingresos que soporten el desarrollo, distribución y márketing de sus productos y tecnolologías, y por tanto no existe contradicción entre sus objetivos finales y sus medios.

En cierto modo puede considerarse como una forma de hacking legal, dado que el modelo fundación-empresa permite generar beneficios a la vez que la fundación permanece exenta del pago de impuestos de acuerdo con la legislación estadounidense. Pero, como era previsible, el “modelo de negocio” de Mozilla no se ha librado de la polémica que se ha centrado en los gastos de la Fundación y su relación “demasiado” estrecha con Google (tanto si Google adquiere demasiado control sobre Mozilla como si, por el contrario, abandona la alianza y se lanza a crear un nuevo navegador). Un artículo en The New York Times en Noviembre de 2007, Will Success, or All That Money From Google, Spoil Firefox?, proporcionaba por primera vez estimaciones de la importancia de los ingresos procedentes de Google en la Corporation, que estimaban en un 85% de los 66 milones de dólares de beneficios que obtuvieron en 2006. Al tiempo, el artículo continuaba el debate interrogándose sobre las consecuencias de la tranformación, al menos parcial, de la Fundación en algo más similar a una “start-up de Silicon Valley” que a una comunidad colaborativa, citando el trabajo de Shiobán O’Mahony, profesora de la School of Management de la Universidad de California en Davis. Esta autora denomina a Mozilla como “el primer proyecto corporativo de código abierto… que integra inversiones públicas y privadas.

Una herramienta legal para el conocimiento libre y la innovación empresarial basada en el conocimiento: Creatives Commons

(Para que modelos de negocios como los de Mozilla sean posibles)

"se necesitan sistemas legales y prácticas culturales que permitan explotar este escenario digital utilizando modelos de cultura libre, basada en los flujos abiertos de conocimiento y el derecho a la reutilización y la remezcla. En este último nivel surge Creative Commons (CC), otra de las patas que promueven la estructura abierta y colaborativa de Internet. Aunque sus objetivos estrictos son legales, proporcionar licencias flexibles para la gestión de la propiedad intelectual en la red, su estrategia es mucho más amplia y, al tiempo que proporciona soporte legal a los usuarios, fomenta una cultura digital consecuente con los paradigmas abiertos."

Como en el caso de Mozilla, el éxito de CC necesita el soporte de una organización fuerte, dinámica y adaptada al contexto donde debe difundir sus herramientas y prácticas. El caso de Mozilla nos mostraba como hoy en día, y para competir en un mercado tan exigente como el digital, es necesario desarrollar “modelos de negocio” para las comunidades de software libre. Mozilla funciona como una estructura híbrida legal y organizativamente que combina una fundación sin ánimo de lucro con una corporación que reinvierte todos sus beneficios en sus productos y tecnologías.

En el caso de CC, su estructura legal y organizativa es más convencional que la de Mozilla dado que se trata de una organización sin ánimo de lucro. Pero en este caso, han optado por innovar en el liderazgo incorporando a su gestión a personajes con gran influencia en los entornos empresariales y/o que saben aplicar estrategias de liderazgo y comunicación que combinan aquellas propias del mundo corporativo con las que proceden de las comunidades de software libre. Como ejemplo claro de esta tendencia, tras la dirección de Lawrence Lessig, CC seleccionó a Joi Ito como CEO, uno de los personajes más paradigmáticos en el mundo de Internet, tanto en el entorno empresarial (como inversor en algunas de las start-ups más exitosas de la última década) como en el de la cultura digital. Por ejemplo, será el comisario de la edición de este año del Festival Ars Electronica dedicada a A New Cultural Economy: The Limits of Intellectual Property.

Pero, ¿cómo se conjuga el liderazgo de una organización sin ánimo de lucro y dedicada a promover el dominio público con fuertes intereses empresariales en los que, además, CC puede jugar un papel importante?  Joi Ito, actual CEO de CC, sobre el Status of the Commons reflexiona en un post sobre si sus inversiones en diferentes empresas relacionadas con Internet constituyen un conflicto de interés con su papel como líder de CC, Are my investments a conflict of interest as CEO of Creative Commons?

Una estrategia de éxito

dice Freire

parece condenada a conjugar los intereses públicos con aquellos empresariales. En lugar de tratar de separar totalmente los dos ámbitos, la única opción viable, si se quiere promover organizaciones como CC, es gobernar esta conjunción de intereses. Esto es algo común en la economía y cultural digitales

Un dato adicional sobre las Licencias CC es que

la Corte de Apelaciones del Circuito Federal de EEUU, que está considerada como el juzgado propio de los casos de propiedad intelectual en EEUU, ha decidido que las licencias CC y otras similares introducen condiciones en el uso de materiales sujetos a copyright y por tanto su violación supone una violación del copyright (más en el blog de Creative Commons). En resumen, su validez jurídica, al mismo nivel que el copyright, está siendo ya reconocida a nivel internacional.

Enlaces relacionados:

Remix: haciendo arte y comercio en economías híbridas Lawrence Lessig

Cooperar para competir – La cultura colaborativa y de la transparencia se abre camino en las grandes corporaciones industriales

Internet como procomún

Mozilla y los ‘modelos de negocio’ de las comunidades de software libre

Mozilla drags IE into the future with Canvas element plugin

Joi Ito Web

The New Science of Sharing


Salon.com: la colaboración entre lectores y bloggers

Editado de La tejedora

Ya RadioHead  con  In rainbow demostró el éxito que puede tener la colaboración monetaria voluntaria  de los consumidores de un producto liberado en un medio digital. Esa misma  lógica es aplicada ahora por Salon

quienes abren su salón y

han decidido poner en marcha un modelo de retribución para sus bloggers voluntarios totalmente honesto: consiste en un sistema de propinas entre la comunidad de lectores /editores.

En resumen, si te gusta lo que lees puedes mandarle un par de pavos al editor en recompensa por su buen artículo, lo que además ayuda a medir las reputación de los bloggers incritos.
Por aquello de incentivar la participación (y sobre todo, el afloje de panoja), los responsables de la iniciativa van a adelantar diez dólares a sus usuarios registrados para que se vayan acostumbrando al nuevo sistema de remuneración por  una buena lectura/información/edición.

Enlaces relacioandos.

Cnet.com Salon launches blogger ‘tipping’ system

OpenSalon.com

Lanzan Cuil, un buscador tres veces más poderoso que Google

Con un sobrio saludable y atractivo fondo negro el navegador Cuil ( que se pronunicia "cool") se perfila, como la mejor competencia de Google ya que cuenta con un índice de 120 millones de páginas Web indexadas, "tres veces más que cualquier otro motor de búsqueda. El criterio de búsqueda de Cuil se basa no en la popularidad sino en la relevancia del contenido.

Para CUIL hay una separación entre la búsqueda y la vigilancia, considerando que Google registra información acerca de sus usuarios y sus búsquedas para mejorar la experiencia del éstos y para entregar resultados de búsqueda más populares.  Asimismo  la privacidad en CUIL es importante pues este buscador no se recoge toda la información de identificación personal.

Como lo cuenta Infobae

"CUIL además de prometer mejores resultados cuantitativos, éstos se mostrarán en un formato parecido a una revista online, una presentación diferente a la lista que muestra Google.
En declaraciones al diario The Wall Street Journal’, Anna Patterson, presidenta y cofundadora del buscador cuyo nombre se pronuncia "cool" y que está desarrollado por ex ingenieros de Google, afirmó que "no se puede ser alternativa si eres más pequeño, tienes que ser más grande que el competidos para ser alternativa".

Patterson aseguró que hasta el momento otros motores de búsqueda han fallado porque no han sido capaces de encontrar más resultados de Google
Se estima que el rey de los buscadores indexa más de 40.000 millones de páginas. Cuil asegura que busca en más de 120.000 millones.

De momento, Cuil, que cuenta con una plantilla de ingenieros expertos provenientes de Google o IBM,sedujo a inversores en Estados Unidos, que han aportado un capital de 33 millones de dólares.

Modelo de negocios

Su modelo de negocio será la publicidad, aunque no está decidido si será la propia compañía quien lo gestiones, o se realizará mediante acuerdos con terceros."

CUIL en Youtube

CUIL en Slashdot New Search Engine Cuil Takes Aim At Google