La ética del antropólogo / La ciencia presionada

Hace unos días recibí, vía una lista de antropología de la unmsm un muy buen artículo  publicado en tecnocidanos titulado  los antropólogos y los espías, el cual toca la médula del problema ontológico de la disciplina antropológica:

Si los antropólogos ceden a las presiones y deciden colaborar con sus estados entregándoles información que puede ser utilizada contra las comunidades que han estudiado, entonces será muy difícil diferenciar entre un agente y un investigador.

Por otro lado encontramos un muy muy interesante artículo titulado Irak y el nuevo pacto social por la ciencia :

Nuestro mundo necesita el criterio independiente de los científicos, quienes tendrán que redefinir con mucha modestia su papel en la sociedad sin supeditarse a las presiones nacionalistas, corporativas o ideológicas.

El sábado 6 de enero de 2007, hace dos días, el Consejo de la American Historical Association, AHA (fundada en 1889) rechazó una resolución que unos días antes había aprobado la Asamblea General (Bussines Meeting) de la AHA reprochando a la administración Bush haber violado los principios de “libre expresión (free speech), transparencia en los debates (open debate) y acceso abierto (open access) a los registros gubernamentales” y que, en consecuencia, animaba a sus asociados, en tanto que ciudadanos, a emprender acciones públicas para defender el respeto a los valores inherentes a la práctica profesional y para apoyar una rápida conclusión de la guerra de Irak.

El Consejo adoptó la decisión tras comprobar que de los 4.800 asociados sólo habían asistido a la Asamblea (Bussines Meeting) unas 200 personas. Sí aprobó, sin embargo, otras resoluciones que fueron apoyadas en la Asamblea con un respaldo parecido. El problema entonces no era de quorum, sino la pertinencia de un dictamen que, según sus detractores, dividiría la AHA por ser un asunto más político que profesional (ver el relato en History News Network).

La propuesta fue promovida por Historians Against the War (HAW) y, según se argumentaba, era una respuesta adecuada al estado de permanente violación de las reglas que garantizan una investigación abierta, dado que

a) se ha impedido que reconocidos investigadores extranjeros entren al país;
b) se ha acusado de revisionistas a quienes han cuestionado la credibilidad de los servicios de inteligencia;
c) se han reclasificado documentos previamente desclasificados,
d) se ha suspendido el derecho de habeas corpus impidiendo que la defensa pudiera hacer el prescriptivo trabajo de investigación, y
e) se han utilizado técnicas de investigación (tortura y fabricación de pruebas, entre otros) contrarias a nuestra/la civilización y dignidad humana.

Vía  Tecnocidianos

One thought on “La ética del antropólogo / La ciencia presionada

  1. Ping : blog

Laisser un commentaire

Entrez vos coordonnées ci-dessous ou cliquez sur une icône pour vous connecter:

Logo WordPress.com

Vous commentez à l'aide de votre compte WordPress.com. Déconnexion / Changer )

Image Twitter

Vous commentez à l'aide de votre compte Twitter. Déconnexion / Changer )

Photo Facebook

Vous commentez à l'aide de votre compte Facebook. Déconnexion / Changer )

Photo Google+

Vous commentez à l'aide de votre compte Google+. Déconnexion / Changer )

Connexion à %s